viernes, 24 de febrero de 2012

Ruta 66

Estamos perdidos. Estamos perdidos los dos. Tú has naufragado entre botellas de ginebra, con barba de varios días sin ver el sol. Yo me he desviado del sendero, caminando en círculos en pleno desierto, acompañada de espejismos. Mi príncipe azul ahora es mi peor pesadilla. Tu princesa se ha rasgado el vestido y ha salido de fiesta. Nuestra vida se ha desmoronado como un castillo de arena. No hay esperanzas, no hay futuro, no hay motivación. Ya nada importa. A ti no te importa. A nadie le importa. Es tarde para cambiar de idea, pero pronto para rendirse. Pero mientras lucho en esta guerra mundial el control se me va de entre las manos como un corazón de arcilla. Sólo me quedan mis sueños. De que cambie el rumbo de la historia, de que sueltes el vaso y me mires, de que tomes conciencia... Y que se disipen las nubes, y volver a oler el perfume de una rosa entre tus manos.


LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...