domingo, 13 de mayo de 2012

Shake it out

Recojo y guardo todos mis lamentos cuidadosamente, como si fueran viejos amigos, para revivir nuestros peores momentos, como pequeños monstruos que vienen a jugar conmigo. Siempre está casi oscuro antes de la completa oscuridad. Oscuridad que me mantuvo ciega, como una tonta, y no me dejó ver lo que ahora me muestra la luz de la madrugada. Pero a alguien como yo le es imposible dejar el pasado aparcado en la calle de atrás. Lo arrastro como la cola de un vestido de noche roto que antes fue de brillante purpurina. Y nuestra historia viene como un lúgubre sonido, adornado con fotos de flores colores pastel. Pero en aquel baile yo no pude bailar. Es difícil cuando tienes al demonio tras tu espalda. Es un clásico romance desvanecido que te deja acabado. Un disparo en la oscuridad con el objetivo directo a la garganta.

Pero es hora de enterrarlo dos metros bajo tierra. Tengo que cortarlo, arrancarlo de mi acabado corazón sin gracia. Sacudirlo de encima como si tuviera la peste. Sabiendo que ya estoy maldito, haga lo que haga. Pero la esperanza se ve a lo lejos aparecer tras la gélida montaña, derritiendo la nieve, buscando el cielo.



LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...