Con la tecnología de Blogger.

Top 5 de la semana

¿Sabéis lo que es estar más aburrida que un apio todo el verano y, de repente, que se concentre todo en una semana? Que si vuelven amigos, que si el trabajo, que si proyectos, que si planes que habíamos aplazado... Todo el verano queriendo hacer cosas y esta semana teniendo que cancelar la mitad por falta de tiempo. La vida es injusta...

Pero por otro lado estoy contenta porque vuelvo a estar activa, haciendo deporte, trabajando a tope y con muchas, muchas ideas en la cabeza y muchas, muchas ganas de llevarlas a cabo. Yay! La semana ha estado genial porque hemos estado de senderismo, hemos hecho ciclismo por el campo y hemos celebrado un cumpleaños que ha durado hasta que ha salido y sol y más. (#YOLO).

En fin, os dejo con mi top 5 de esta semana:



1- Dog birthday surprise

En serio... Esto es amor. Amor, amor, amor. El perro cumple años y sus dueños le preparan una sorpresa fantástica en el mismo salón. ¡Una piscina de bolas de colores! Yo también quiero... 



2- Taylor Swift canta Smelly cat con Lisa Kudrow

Si eras fan de Friends y eres fan de Taylor Swift esto te va a encantar. Taylor es famosa por invitar a celebs a sus conciertos para actuar con ellos. En este invitó a la actriz que daba vida a Phoebe en Friends y ambas tocaron el tema de la serie Smelly cat. Viralísimo.




El otoño se va acercando y me parece lo más genial del mundo. ¡Es mi estación favorita! Ya tengo mirada mucha ropa para la nueva estación, ya que la moda otoñal es mi favorita, y cuando S Moda publicó su wishlist de prendas no pude por menos que enamorarme.



Solo tengo que decir: gracias, Grazia. No es que me gusten los hombres con moño especialmente, pero no sé a qué mujer no le alegran estas fotos.




Sí, existen, pero son hipócritas. Todo muy guay en IG, pero luego admiten que no les gusta tanto como aparentaban. Pues así no, eh, así no, por favor. Aunque este artículo me ha ayudado mucho con mi autoestima deportiva.






Receta: Cupcakes de mora silvestre



Si suena bien, imaginad cómo sabe... Mmmmhh... Tienen el balance perfecto entre lo dulce y lo afrutado, y reconforta mucho saber que las frutas las has recogido tú mismo. Porque sí, ya os comenté que recogí moras, y esta ha sido mi primera creación, y todo un éxito. Los he hecho un poco con mezcla de varias recetas porque no me convencía ninguna y al final es como si fueran casi creación propia porque no es ninguna receta en concreto. Es lo que tiene llevar años en esto de la repostería, que te vuelves más exquisita y te ves con capacidad de improvisar sin riesgos (más o menos...).




¿Os apetece? Pues empezamos.


Ingredientes:

-Para la base:
*115 gramos de mantequilla
*130 gramos de azúcar
*3 huevos L
*1 cucharadita de esencia de vainilla
*195 gramos de harina de repostería
*1 cucharadita y media de levadura
*60 mililitros de leche
*Moras silvestres

-Para la buttercream:
*90 gramos de moras silvestres
*450 gramos de icing sugar
*250 gramos de mantequilla
*2 cucharaditas de leche

-Decoración:
*Moras silvestres







Preparación paso a paso:

-Base:

PRIMER PASO: Tamizamos la harina con la levadura y reservamos en un bol. 

SEGUNDO PASO: Batimos el azúcar con la mantequilla hasta que se integren. Después, sin parar de batir, vamos añadiendo los huevos uno a uno.

TERCER PASO: Mezclamos la leche y la vainilla. En el bol de la mezclamos añadimos la mitad de la mezcla de la harina y la levadura. Después toda la mezcla de la leche y la vainilla. Y después el resto de la harina y la levadura. Todo ello sin dejar de batir, y dejamos batiendo un minutín hasta que veamos que está la masa integrada.

CUARTO PASO: Mientras dejamos el horno precalentando 10 minutos a 180 grados, preparamos la bandeja de los moldes con las cápsulas y las llenamos de 2/3 de masa con ayuda de una cuchara de bolas de helado. A esa masa le añadimos 2 o 3 moras, según el tamaño o a nuestros gusto.

QUINTO PASO: Horneamos 20 minutos a 180 grados. Después comprobamos con un palito que los cupcakes están hechos y los sacamos. Dejamos enfriar 5 minutos en el molde y después los sacamos para una rejilla y allí los dejamos hasta que enfríen completamente.


-Buttercream:

PRIMER PASO: Batimos las moras hasta que se hagan puré.

SEGUNDO PASO: Esa masa la echamos en un pasapuré o un chino y la pasamos hasta que no queden pepitas.

TERCER PASO: Limpiamos el bol de la batidora y añadimos el icing sugar tamizado junto con la mantequilla y la leche. Batimos a velocidad baja 1 minutos y a velocidad alta 5 minutos.

CUARTO PASO: Cuidado aquí. En teoría no debería haber problema para echar 3 o 4 cucharaditas del puré de moras que hemos tamizado, pues la butter tiene mucha mante y mucho icing, pero para los que no sepáis mucho de esto tened precaución, porque se puede quedar líquido. Mi consejo es echar 2 cucharaditas e ir probando. Si tras cada cucharada, después de batir un poquito, metéis la espátula y al darle la vuelta la masa no cae, entonces podéis probar a echar otra. Eso sí, más de 4 nunca.


-Decoración:

PRIMER PASO: Echamos la buttercream en una manga pastelera desechable y hacemos rosas con la boquilla Wilton 2D (o la que queráis, si preferís otras formas).

SEGUNDO PASO: Colocamos las moras sobre las rosas de buttercream.

Y, como yo digo siempre, et voilá! Ya tenemos unos deliciosos y dulces cupcakes de moras silvestres. ¡ñam!




Recogiendo moras (Blackberry picking)



No, no me he convertido en una blogger translater, es que la palabra picking me hace gracia y tenía que estar en mi título (jiji).

¡Es época de moras!, gritó ella a los cuatro vientos, emocionada. Me encanta la época de moras. Me encantan las épocas de todas las cosas. Adoro cuando las zarzas comienzan a dar frutos y mi familia me lleva a coger algunas para hacer postres, mermelada y congelar (luego tenemos moras y frambuesas congeladas tooodo el año). Eso hicimos el pasado sábado y lo pasé realmente genial.








Yo quería recoger algunas para hacer unos cupcakes y unas tartas de moras silvestres, y mi pueblo, al estar al lado del río Esla, está sembrado de zarzas. No solo me llevé a casa casi 2 kilos de moras, sino que aproveché para sacar unas fotos preciosas y pasar tiempo en familia.














Eso si, no puedo negar que volví a casa con arañados, picaduras, bichitos y plantas varias en la ropa. Pero esas cosas merecen la pena siempre. Mis consejos a la hora de recoger moras: llevar ropa larga aunque haga calor, evitar las horas de más sol, ir con un gancho para atrapar las moras lejanas sin meternos en la zarza, coger las moras más grandes, brillantes, negras y que se suelten con facilidad, y no ir a lugares a los que acude mucha gente a cogerlas.


Para que veáis

Camisa / Shirt: Stradivarius
Jeans: Stradivarius
Sneakers: Promod

Top 5 de la semana

Siento como que últimamente estoy dando siempre excusas para sacar este post más tarde. Es cierto... Pero todo tiene su explicación. Como trabajo durante la semana, los fines de semana los paso con mi familia en el pueblo para visitar a mis abuelos, que están enfermos, y los domingos puedo llegar a demorarme mucho. La excusa de hoy viene por otro lado, aunque no deja de ser una extensión de la misma. Nada más pisar Salamanca tuve que acompañar a Miguel a urgencias. Un esguince. Ay...

Es lo malo de los chicos cabezones, que o les llevas tú o no van, y si no van es peor porque tienes que aguantar su "ay ay ay..." durante toda la semana. Y prefiero sacar este post más tarde que eso, sinceramente. Ya sabéis, cosas de la vida. No se puede escapar a ellas. Podrás tener una vida muy perfecta, pero los imponderables de la vida están ahí siempre, lo cuentes a los demás (como hago yo) o no.

En resumen, esta semana ha sido de contrastes. La mitad ha sido muuuuuy, sumamente aburrida. Escasea el trabajo en la redacción del periódico y no hago nada interesante. Por otro lado, las actividades que he hecho han sido geniales. He ido de piragüismo, he ido a por moras, he tenido múltiples cenas y comidas familiares... Una de cal y otra de arena.

Ahora os dejo con el top 5 de esta semana.


1- 15 increíbles fotos antes y después del Photoshop

Me encanta el Photoshop y el montaje fotográfico. En serio. Últimamente no hago nada, pero antes me podía pasar horas trasteando y haciendo chorraditas con las fotos (chorraditas horteras, claro). Por eso a mí me fascina todo lo que pueden hacer los grandes maestros con esta herramienta, más allá de quitarle kilos a Beyoncé y ponerle culo a la Kardashian. Estas 15 fotos no es que sean obras de arte, pero es alucinante el cambio del original a la foto retocada. Ojalá supiera hacer yo estas cosas...

PD: Lo mejor de estos artículos es que la barra entre ambas fotos se puede mover con el ratón y es genial.



2- 100 years of fashion

A estas alturas probablemente ya habréis visto el vídeo, pero es que a mí me encantó, tanto el de mujer como el de hombre. Un recreación de la evolución de la moda por décadas con ropa significativa de cada etapa del siglo XX. Muy bien hecho y recreado.






3- Disney elige España para su próxima película animada

¡Sí ¡Sí ¡Sí! Habéis leído bien. Disney, después de haber retratado China, EEUU, Francia, Noruega, África, Escocia... Vamos, casi todo el mundo. al fin se han decantado por España para ambientar su próxima película animada, que será la representación del clásico Jack y la habichuela mágica como una metáfora del descubrimiento de América o algo así. En cualquier caso es genial. No puedo esperar para verlo.




Y no te habías enterado. No, no os hagáis los listos que no. Puede que hayáis visto las fotos miles de veces. Y puede que hayáis visto los capítulos millones de veces. Pero no, no habíais dado cuenta, seguro. Y es que en nuestra serie animada favorita se han recreado fotografías históricas famosas en varios capítulos y la revista Fotogramas nos lo cuenta. Eso sí, Los Simpsons han recreado muchíiiisimo más de lo que creemos.



5- Las puertas que abre ser alguien de trato fácil

Mi top 5 no puede acabar sin un buen artículo. En este caso es de la sección de psicología de El país (como casi siempre) y trata sobre como ser una persona más easy going, de más trato fácil. Es decir, más amable, con mejores expectativas sobre las personas, más dulce, menos seria, más divertida, etc. Intentar ser mejor persona nunca está de más, creo yo, y en este mundo hacen falta personas más easy going.


Receta: Empanada de atún y pisto




Me encanta la empanada. En serio. Yo soy la tonta de las empanadas. La historia de hacerla yo misma empezó cuando probé una empanada casera riquísima en un café. Al día siguiente tenía un mono enorme de empanada casera. Irrefrenable. Así que saqué el delantal, compré los ingredientes y me puse manos a la obra. La primera no salió muy bien, pero no me rendí. Seguí buscando recetas hasta que dí con la ideal y fue... absolutamente maravilloso. Todo el mundo alabó mi empanada y era lo más rico que había hecho en siglos. Y lo digo sin ser una persona que suela alabar su propia comida.

Os puedo prometer que con esta receta seréis los reyes de la mesa. Así que apuntad.


Ingredientes:
-Masa de hojaldre congelada
-1 pimiento verde italiano
-1 pimiento rojo
-1 cebolla grande o 3 pequeñas (al gusto)
-3 dientes de ajo
-4 latas de atún
-2 tomates grandes maduros
-1 cucharadita de pimentón
-Medio vaso de aceite de girasol
-Sal
-Pimienta negra molida





Preparación:

Primer paso: Pelamos y troceamos la cebolla (¡cuidado, que hace llorar de verdad!), los pimientos y el ajo en láminas. A mí me gusta irlo reservando en platos hondos y echarlo a la vez.

Segundo paso: En una sartén mediana-grande echamos el aceite y sofreímos las verduras añadiendo media cucharada de sal. Dejamos pochar a fuego lento. Esto puede durar un tiempo largo, depende, tened paciencia y removed de vez en cuando. 

Tercer paso: Mientras todo se hace, pelamos y troceamos los tomates, quitándoles las pepitas. Los reservamos después.

Cuarto paso: Cuando las verduras estén pochadas, añadimos el pimentón y removemos. Después es el momento de añadir el tomate. Removemos de nuevo y lo dejamos hacerse 5 minutos más.

Quinto paso: Mientras esto está haciéndose, escurrimos el atún en un colador. Después lo añadimos al sofrito y removemos. Por último echamos la pimienta al gusto y probamos para ver cómo está de sal. Si hace falta echamos más.

Sexto paso: Colocamos un colador sobre un bol grande y echamos ahí el sofrito, para que suelte todo el aceite, que será bastante. Pero no tiréis aún el aceite, que después lo utilizaremos. Dejamos enfriar el relleno ahí.

Séptimo paso: Extendemos la mezcla en la lámina de hojaldre, que ya debe estar descongelada (no lo he mencionado, pero, por si acaso no lo sabéis, el hojaldre se descongela a temperatura ambiente dejándolo media hora en la encimera, más o menos). Al extenderlo, aseguraos de que dejáis al menos 2 centímetros de masa libre en los bordes, para la unión con la lámina superior. Hay que echar todo el relleno para que sea jugosa y bien contundente.

Octavo paso: Tapamos con la otra lámina y presionamos en los bordes para sellarla, con ayuda de un tenedor si es necesario. Con un pincel, untamos la superficie con el aceite sobrante de haber escurrido. Después, hacemos un volcán en el medio. Un volcán es un pequeño agujero en el centro de la empanada que ayuda a hacerla bien en el horneado. Es como el agujero de respiración de una ballena.

Noveno paso: Horneamos a 180ºC durante 20 o 30 minutos. Observad cómo se va haciendo y pinchadla antes de sacarla para ver si está bien hecha.

¡Et voilá! Una rica y fácil empanada, perfecta para comer o para llevar a eventos.



Hola, ¿cómo te llamas?



No todas las grandes historias empiezan con un "hola", pero sí muchas de nuestras grandes amistades. A partir de los 20 años el número de amigos comienza a descender inevitablemente. No es que perdamos los amigos de toda la vida, pero vamos distanciándonos de aquellos que solo eran conocidos o compañeros de fiesta y cafés para centrarnos en nuestra propia vida y en la de aquellos que verdaderamente queremos conservar a nuestro lado.

Trabajos y responsabilidades, como decía una bloguera no hace mucho. Pero quizá yo no diría eso. sí, hay trabajos, prácticas, estudios, oposiciones, mudanzas, vueltas a casa en otros lugares, largos viajes de experiencias... En resumen, todo cambia. Pero a veces no es solo eso. Yo creo que la verdadera razón es que cambiamos nosotros y nuestra forma de ver el mundo y relacionarnos.

Antes, cuando nuestros amigos eran nuestros compañeros de clase, todo era más simple. Aún recuerdo como si fuera ayer cuando conocí a Gloria hace 9 años. Gloria, una de mis mejores amigas, y yo coincidimos en 3º de ESO. Yo me acerqué a ella un día y... Vale, no me acuerdo de qué le dije, pero sería algo parecido a "hola, ¿cómo te llamas?". Ahí empezó una larga amistad que hoy está separada por un mar y unos cuantos kilómetros. No, no estoy triste, estoy contenta. Pero echo de menos esa simpleza en la que un "¿quieres sentarte conmigo?" era el comienzo de algo para el recuerdo.



Hoy en día hacer amigos no es tan fácil. Ya sea por vergüenza o por miedo, requiere más fuerza acercarte a otra persona adulta y preguntarle "hola, ¿cómo te llamas?", además es infantil. Yo siempre me preguntaba cómo hacían amigos los mayores. ¿En el trabajo? ¿En el gym? ¿A la puerta del colegio de sus hijos? ¿En su vecindario?

Yo creo que esto lo hacemos así nosotros mismos. De un modo u otro todos estamos aquí intentando hacerlo lo mejor que podemos, y no creo que a nadie le moleste que un desconocido se le acerque sonriendo para saludar. Aunque, claro, somos reservados y... hay gente que da un poco de miedo. Uff... En definitiva, es un paso que nos cuesta dar. Tememos el rechazo y que la otra persona piense que somos unos entrometidos o unos chiflados.

Siempre que veo a alguien y me entran ganas de presentarme y conocerle, me envuelve la timidez . Entonces siempre pienso en Gloria y en cómo nos conocimos. Y pienso en que, sí, ahora ella está lejos, pero eso nunca será la causa de que dejemos de ser amigas, si es que algún día sucede, y que a veces ser valiente y acercarte a un desconocido con una sonrisa tiene sus buenas consecuencias. Tanto que puede cambiar todo nuestro mundo y a nosotros mismos.

Así que mi consejo es: acercaos. Muchas personas son groseras porque tienen un mal día, pero muchas otras son amables y sienten la misma soledad que vosotros, y aceptarían que cualquiera les tendiera una mano y les invitara a un café. ¿Quién sabe? quizá acabéis recordando ese momento 9 años después a través de Skype.


Top 5 de la semana

Acabo de bajar de un autobús y de llegar a casa. Esto es lo primero que hago después de dar de comer a Girasol. Aún estoy algo desubicada y mareada del viaje, pero mañana comenzaré a echar de menos el pueblo y a mi familia. Lo peor ha sido su cara al despedirse de mí, como si eso no pudiera estar pasando. Es el primer año que no estamos todos allí como cada verano. Ellos están, pero falto yo, la única nieta de la casa. Y es raro.

Sé que nuestros padres se alegran de que hagamos cosas y nuestra vida empiece poco a poco a despegar, pero también sé que les da mucha pena. Pero llega esta edad en la que empiezas a desplegar las alas y en la que todo a tu alrededor comienza a cambiar, y ya no hay vuelta atrás. Ya no hay más veranos de vacaciones de 3 meses en los que lo más productivo que podías hacer era regar el cesped. Y nos duele a nosotros, sí, pero hay un sitio vacío en el pueblo que también les duele a ellos.

Dejando estas divagaciones mías a un lado, os dejo con el top 5 de esta semana.


1- ¿Por qué la niña de Del Revés tiene emociones diferentes?

Si habéis visto Del Revés os habréis fijado en que las emociones de Riley, la protagonista, son muy diferentes entre sí. Alegría es una chica de vestido amarillo, tristeza es una chica gordita con gafas y pelo corto, asco es una chica presumida de vestido verde, ira es un chico/hombre con traje y corbata, y asco es otro chico/hombre flacucho y con jerséy. Sin embargo, la cosa empieza a chirriar cuando aparecen las emociones de sus padres. Todas las emociones de su madre son iguales que su madre, con coleta y gafas y todas mujeres. Las de su padre son todos hombres con bigote y traje.

Hasta ahí te cuadra y te hace gracia, pero al final aparecen una serie de personajes random y sus emociones. Y pasa lo mismo que con sus padres, que todas las emociones son iguales a sus "portadores", en peinados, carácter, sexo... Y la pregunta que yo me he hecho desde que he visto la película y que, por lo visto, no he sido la única en hacerme es: ¿Por qué?

En la revista Sensacine presentan 3 teorías, sobre todo basándose en que viene por la sexualidad y una niña no tiene clara su sexualidad (teóricamente), pero eso sigue sin cuadrarme. Yo intuyo que la respuesta es que la protagonista muestra las emociones como las pintan o como las entendemos y el resto de personajes se van hacia el humor exagerando sus características. Pero vamos, que canta mucho.



2- Frozen Ever After

En cuanto supe la noticia me puse a botar como una niña histérica. ¡Un nueva atracción de Frozen en Disney! Por lo que tengo entendido es un paseo en barco por el mundo Frozen con animaciones en 3D y estará sustituyendo a otra vieja atracción en Disney World Resort. Sé que no podré ir a Orlando (probablemente nunca) para verlo, pero una chica puede soñar y emocionarse con revivir la historia de Frozen desde tan cerca... Aiis...




Ya me conocéis, un buen artículo es mi perdición. Estaba leyendo en el El País las novedades del caso de las chicas de Cuenca cuando topé con este artículo de la sección de cultura. No leí bien el titular y (vergüenza sobre mí) creí entender que había literalmente el cuerpo de un gato momificado y encerrado junto al faraón. Pronto descubrí que mi retraso no tiene fronteras, pero mereció la pena.

La egiptología no me llama mucho especialmente, pero sí los grandes descubrimientos de la historia y este puede ser uno de ellos. Un importante egiptólogo tiene la teoría de que Nefertiti está enterrada en esa misma tumba, pero tras una puerta secreta que aún no se ha descubierto. No doy más detalles, pero leed el artículo porque es de esas cosas que te atrapan.



4- Cómo construir las mejores casas de Los Sims 4

Dos cosas que admitir aquí: Una, me encantan Los Sims. No soy muy gamer, pero Los Sims son mi excepción, no sé, desde siempre, desde los 1. Dos, soy muy mala construyendo casas. Soy consciente de que me he estado perdiendo la mitad de la diversión, pero desde que la construcción de casas se hizo algo muy complejo, con muchos botones y muchas funciones... las casas que yo sabía hacer daban mucha pena frente a los modelos ya creados del juego o de internet.

Sin embargo, he descubierto ciertas cuentas de YouTube que te enseñan a hacer la casa de tus sueños. Desde mansiones victorianas a cabañas playeras muy originales. Mi canal favorito es Lacey Loves Sims y es una chica que hace unas casas muy monas y preciosas. Está en inglés, pero se entiende bien. ¡Yo ya estoy haciendo mis pinitos sola gracias a ella!




Antes de nada, poneos babero, lo vais a necesitar. No solo por los niños, que van a derretir vuestros corazones, sino por toda la genial decoración de esta fiesta. En el blog Skinny Fat Girl Diary, una de las chicas fue a la fiesta de cumpleaños de un añito del hijo de su mejor amiga de la universidad, Lincoln. La decoración es ideal, está cuidadosamente elegida, tanto el barco de las fotos, como la selva buffet, la tarta con la corona de Rumpus... ¡Es perfecta!



Hasta aquí mi top 5 de esta semana. ¿Qué tal la vuestra?

Un día de picnic (OOTD)



El pasado viernes estuvimos de picnic celebrando mi cumpleaños y la despedida de una amiga. Organizar picnic me encanta, y no solo por pensar en cómo va a ser la mesa o la comida que voy a preparar, sino por pensar en qué me puedo poner. Eso siempre es un dilema.

¿Qué ropa se debe llevar a un picnic? ¿Voy  cómoda y me olvido? ¿O cojo un vestido de estilo campero y bucólico? ¿Estaré a gusto sentada en el suelo con falda? ¿Es demasiado llevar un outfit de inspiración aventurera?

Estas preguntas siempre cruzan mi mente y me mantienen media hora parada frente al armario. El viernes finalmente me decidí por un outfit con pantalón corto de talle alto. El pantalón corto nos mantiene fresquitos al mismo tiempo que nos evita la vergonzosa situación de abrir las piernas sin querer llevando falda o vestido. Ups.





Escogí unos que compré en Primark porque me recordaban a Taylor Swift (sorry not sorry) y realmente me los he puesto poco. Simplemente los vi en el armario y pensé "¿y si...?" y comencé a combinarlos. Finalmente me decidí por la camisa blanca anudada porque me recordaba al estilo campero, ideal para un picnic en la naturaleza.






El conjunto es inocente y dulce a la par que inspira a una vida en el campo. Es cómodo y me pude tirar por la hierba todo lo que quise. En parte es extraño porque un pantalón con print de corazones no es algo que se lleve ni se vea mucho, pero a mí me gusta y el talle es perfecto.







Por último lo combiné con unas manoletinas negras con lazo. Admito que no es el mejor calzado, pero para mí no hay nada más cómodo y bonito en el mundo de los pies. Las llevo mil veces a la semana.



El día fue fabuloso y a nuestro picnic acudieron mogollón de perritos en busca de comida. ¡Les dimos de todo! Más bien compramos su cariño... Y ellos a cambio nos dieron amor y risas. ¿Se le puede pedir más a la vida?





Ahora que me doy cuenta... ¡parece que es el post de no mirar a la cámara! Pero no ha sido a propósito, de verdad. Qué cosas...

Camisa / Shirt: Stradivarius
Shorts: Primark
Reloj / Watch: Parfois
Manoletinas / Ballerinas: Primark


Fotos: Montse Ortega

Cómo organizar un buen picnic de verano



Hay miles de planes que podemos hacer en verano que van más allá de ir a la piscina y a las terrazas. Una de esos planes es ir de picnic (¡mi favorito!). Pero ya me conocéis y a mí no me gustan las cosas mediocres. Si yo hago un picnic me esfuerzo al máximo para tener la mejor comida, los mejores snacks y una mesa adecuada. No estoy haciendo lo mejor, pero en el modo bajo presupuesto y bajas extravagancias tampoco se puede aspirar a mucho más.

Me sé mil y un trucos a la hora de organizar un buen picnic. Cómo empaquetar los bocadillos para que sea limpio y chic al mismo tiempo, como portar dos botellas de vino en perfectas condiciones solo con un paño enrollado, las mejores maneras para llevar la comida... 

Hoy voy a compartir con vosotros algunas formas de hacer un picnic ideal y el tipo de comida que se debería llevar.



1- Comida: ¿qué meter en la cesta? Debe ser comida casera, tradicional y fresca. Yo aconsejo:

-Fruta: una pieza grande partida en trozos y fruta pequeña para comer fácilmente.
-Crackers
-Una cuña de queso
-Jamón en rodajas
-Tortilla de patata
-Empanada
-Postre dulce

También es buena idea llevar tarros rellenos de ensalada de pasta (de modo que cada persona tenga su propio tarro y se evite un engorro con la ensalada y la ensaladera) o bocadillos elaborados y cuidadosamente empaquetados, en vez de empanada o tortilla. Eso depende del tipo de comida que se quiera hacer. Yo personalmente prefiero evitar los bocadillos.






2- Bebida: No es cuestión de ir a zumitos ni tampoco de ir de botellón. El término medio ideal es vino blanco dulce o Lambrusco. Delicioso y con clase. Además, es imprescindible llevar agua y refrescos.




Un truco: los vasos en los picnic se pueden caer en cualquier momento, sobre todo si son de plástico. Una buena solución al problema es adquirir jarras con pajita. Así, si se caen no pasa nada.




3- ¿Manta, toalla, mantel...?: Manta de picnic. Se vende en muchos sitios y se convertirá en un must si sois fans de estas cosas. Son mantas más resistentes cuya parte de abajo es de plástico para que no se ensucie. Podéis comer ahí directamente o poner un mantel encima, como he hecho yo, para darle otro aire más sofisticado.

Es mejor optar por una mesa de merendero si la hay, para evitar así el poner mantas o toallas alrededor de la manta de la comida. Hay quien se lo monta mejor y lleva cojines, tiendas de campaña, y demás.

4-Cubertería: Hay quien tiene una cesta preciosa especial para picnic con sus cubiertos de metal, sus platitos y todo. Pero es un engorro tener que limpiar luego. Yo opto por todo de usar y tirar. Así, una vez terminada la comida, no hay que volver a llevar tanta cantidad de cosas de vuelta a casa. Se tiran y punto.

Pero, eso sí, jamás optéis por los típicos platos blancos de plástico. Luciros un poco más. Hay muchas clases y muchos diseños. Yo siempre los pongo de colores.




5- ¿Cómo llevo todo?: Mi sistema es el siguiente: bebidas en la neverita, cubertería precintada con todos los utensilios en una bolsa, tarta en el porta-tartas y cada alimento bien envasado con papel film transparente bien colocado para que no se caiga en una bolsa.

6- El lugar ideal: El sitio perfecto es aquel que no quede lejos del coche en el que llevamos las cosas, para no ir cargando. Debe estar a la sombra, pues se pueden pasar ahí muchas horas. Si nos vamos a sentar en el suelo, que sea en hierba verde, seca y mullida. Es mejor evitar sitios empedrados, llenos de tierra, en cuesta y bajo el sol directo.




LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...