Con la tecnología de Blogger.

Primer día de otoño (OOTD)



Por fin otoño. Sé que todos vosotros estáis en plan "jo, se ha acabado el verano", pero yo estoy enamorada del otoño, sus vivos colores, sus paisajes, poder llevar jerséis... Ay, los jerséis... Una de esas cosas por las que adoro la vida. Una prenda calentita, cómoda y suave, perfecta para abrazar, imprescindible en cualquier armario (al menos, en el mío). Hace poco compré uno de esos que no te quieres quitar, de esos tan confortables que llevarías en cualquier momento, incluso con calor.

Fotos hechas por Montse Ortega.






Lo compré antes de la llegada del otoño, y, cuando llegó, justo el primer día, allí estaba él esperándome, y yo me lo puse. Sí, hablo del jersey de la imagen, el de los lunares más maravillosos que habéis visto jamás. Es de Sfera, de esta temporada, y no me arrepiento de nada.






En la moda preppy, los jerséis son tan básicos como respirar. Hay que entender que nace en Estados Unidos y es muy común en estados del "norte" sobre todo (Zona de New England, Connecticut, Martha's Vineyard...), y allí el tiempo es diferente (obviamente), por lo que tiran más de jerséis, y antes que nosotros. De hecho allí ya están los paisajes otoñales en máximo esplendor y aquí aún tenemos que esperar un poquito.

Por ello, es muy común combinar jersey + shorts en temporada pre-fall, sobre todo del modo en que yo he hecho en el outfit que os muestro hoy, que es con una camisa debajo, en mi caso una vaquera. La combinación jersey + camisa con los puños y los cuellos sobresaliendo es muy utilizada también y de lo más útil, calentito y cómodo.



Hablando del outfit, como ya he dicho combiné unos shorts blancos (mis favoritísimos de la temporada), el jersey de puntos blancos de Sfera (mi nuevo favoritísimo de la temporada), la camisa vaquera debajo, un bolso bandolera negro con lacito y unas cuñas blancas de rafia. Elegí la camisa vaquera y no otra porque ese día hacía "fricalor", es decir, frío y calor según el momento, por lo que es una prenda que se puede acortar y alargar de mangas muy fácilmente en determinados puntos del día, cosa que necesité hacer a cada instante prácticamente.






En cuanto a la historia del día, Montse y yo fuimos a pasar una mañana de paseo a la orilla del río Tormes, en la Aldehuela, un parque-recinto polideportivo de Salamanca que está junto al río. Hizo una mañana preciosa y lo pasamos genial jugando con los perretes que estaban paseando por allí y jugándonos la vida en zapatos altos bajando por pendientes a la orilla del río. Me puse muy cochina con todo, sí, y hay fotos de ello (pensad en ello como un regalo de Navidad). Esto es lo bueno de no tener ya clases, que puedes pasar mañanas así porque sí, sin tener nada mejor que hacer y disfrutando de la tranquilidad del momento. Ojalá esto pudiese durar para siempre.








Por último, los detalles del outfit. El bolso lo conseguí a un precio de apenas 4 euros, de rebajas en Paco Martínez (en serio, en rebajas tenéis que pasaros por Paco Martínez), y me pareció lo mejor que me había pasado en mucho tiempo. Es decir... ¡es un bolsito con lazo! Parece muy pequeño, pero sorprende la cantidad de cosas que caben.




Por otro lado, las cuñas son comodísimas, de la temporada pasada de verano de El Corte Inglés. Las cogí a un precio fantástico y eran las más cómodas de la tienda, en serio. Me parece increíble que haya chicas que prefieran pagar 50 euros más por unas cuñas mucho más incómodas. Es una opinión personal, yo prefiero la comodidad ante todo en el calzado alto, y lo recomiendo.




Jersey / Sweater: Sfera
Camisa vaquera / Denim shirt: Stradivarius
Shorts: Fórmula Joven
Bolso / Crossbody bag: Paco Martínez
Zapatos de cuña / Wedges: El Corte Inglés (Made by Lormy)